¿Pueden separar a los hermanos en caso de divorcio?

Cuando hay niños de por medio, el
proceso de divorcio puede tornarse aún más difícil para todos los integrantes
de la familia. 

No se trata solamente de la ruptura de una relación, sino
también de la disolución de un núcleo familiar. 

Por ello, una pregunta que
suele hacerse es: ¿Pueden separar a los hermanos en casos de divorcio?

Los jueces de familia tienen como
propósito principal la protección de la integridad mental y física de los menores.
Por esta razón, la ley establece que los hermanos deben permanecer junto al
progenitor responsable de la guarda y custodia.

Para ser más exactos, el artículo 92.5 del Código Civil se
refiere a la guarda y custodia conjunta de los niños como una regla general. Aun
así, no se desestima la posibilidad de que a cada progenitor le corresponda el
cuidado de los hermanos de manera separada, pero será un caso que debe
discutirse con el juez de familia.

En abogados de familia Zaragoza  nos apegamos a la ley para asegurar que el
desarrollo de los menores sea óptimo después del divorcio de sus padres. A
continuación vamos a explicar algunos de los factores que deben ser tomados en
cuenta al momento de determinar la guarda y custodia de los menores.

Lo que se debe tomar en cuenta ante una
separación de hermanos

Aunque, como mencionamos anteriormente,
lo ideal es que los hermanos permanezcan juntos ante un divorcio, es posible
que la separación sea otra opción viable. Sin embargo, esto solo podrá ser
estimado por un juez de familia.

Algunos de los elementos que deben ser
tomados en cuenta en caso de elegir la separación de los menores, son los
siguientes.

La opinión de los menores es
importante

Según el artículo 9 Ley Orgánica de Protección Jurídica del Menor, la opinión
de ellos respecto al proceso de separación de sus hermanos es sumamente
importante, y debe ser tomada en cuenta.

Esto debe cumplirse obligatoriamente y
de manera particular en aquellos niños mayores de 12 años. Es esencial,
entonces, contar con la opinión de los menores respecto a lo que sucederá referente
a la separación de sus hermanos.

Velar por los intereses de los
menores es esencial

Por otro lado, el juez de familia debe
tener como objetivo principal velar por la seguridad y los intereses de los
menores, en caso de que la separación de los hermanos sea un hecho.

Basados en las leyes que regulan esta
materia, los órganos encargados de dictar la sentencia deberán considerar todos
y cada uno de los intereses superiores de los menores que forman parte del
divorcio.

La experiencia de los padres en
custodia separada debe ser estudiada

Por otro lado, existe la posibilidad de
que los padres hayan decidido experimentar la guarda y custodia de sus hijos de
manera separada y voluntaria.

Es decir, algún tiempo antes de llevar
a cabo el divorcio legal, los padres pueden recurrir al cuidado individual de
cada niño. Si el proceso se desarrolla de manera normal, los progenitores
pueden solicitar al juez de familia la separación de los hermanos sin que esto
pueda afectarlos.

Como verás, la separación de los
menores en caso de divorcio no es lo indicado, pero existen casos donde esta
opción podría ser la más viable. Lo mejor será contar con una asesoría legal
como la que ofrecemos los abogados de divorcio Zaragoza.

Deja una respuesta